Saltar menúes de navegación e información institucional Teclas de acceso rápido
NO ES LA PRIMERA VEZ

Amenazas de muerte en un centro de salud de Paraná

El hecho ocurrió en el centro de salud D´Angelo. La pareja de una mujer que recibe asesoramiento en violencia de género, les advirtió que "conocía donde vivían y que no iba a andar con vueltas".

Un grupo de promotoras de salud del centro de Salud D'Angelo de Paraná sufrieron amenazas de muerte por interceder en una situación de violencia de género, por lo cual se radicó una denuncia en la comisaría 9° y ante el Ministerio Público Fiscal. Según se pudo conocer, se les otorgará una licencia especial por la gravedad de la situación y en lo inmediato estudiarán la posibilidad de solicitar el pase a otra dependencia estatal.

El hecho ocurrido días atrás en el barrio Anacleto Medina fue confirmado a UNO por la directora del establecimiento Andrea Oviedo. Todavía afectada por lo sucedido, la trabajadora social contó que las dos promotoras de la consultoría de género (una trabajadora social y un a administrativa), que funciona desde hace tres años, fueron amenazadas por la pareja de una mujer víctima de violencia que viene recibiendo asesoramiento. "Les dijo que ellas no tienen porqué meterse en su vida familiar, que eran una feministas de mierda, que él conocía donde vivían y que no iba a andar con vueltas, también las amenazó de muerte. Siempre tratamos de cuidarnos entre nosotras, que esas cosas no pasen, pero también hay muchos problemas de drogas. Y las chicas creen que el joven estaba bastante drogado", narró la profesional.

A raíz del difícil momento que tuvieron que atravesar una de las trabajadoras comenzó a padecer ataques de pánico y tiene miedo de ir a trabajar.

La directora también cuestionó que luego de realizar la denuncia policial, las autoridades de la comisaría 9° se negaron a entregar una copia de la misma, y que en cambio ofrecieron una exposición de lo ocurrido. "Tuvieron que ir a la Fiscalía para denunciar a la comisaría de que no cumplieron con su rol. A ellos les corresponde como institución pública", consignó.

La licenciada aseguró que presentará su renuncia al cargo y que en este momento se encuentra con licencia psiquiátrica, pero que todos modos seguirá al frente de la institución de salud. "Venimos aguantando esto hace bastante tiempo, no es lo primera vez que somos víctimas de una amenaza. Es la primera vez que se denunció. Hay gente que no se banca que en las instituciones se hable de esto, sobre todo por el hecho de trabajar con el derecho de las mujeres y problemáticas como el tema del aborto: como provincia estamos adheridos a un protocolo. A mí me han corrido por abortista y me han gritado un montón de cosas", reconoció.

Oviedo sostuvo que el centro de salud atiende diariamente problemáticas complejas, pero advirtió que "la intervención tiene un límite, y en lo que podemos hacer como profesionales". Mencionó que la institución funciona en la intersección de Las Palmas y Los Chanas, y que brinda contención no solo a los vecinos de Anacleto Medina, sino que además llegan casos de Gaucho Rivero, Padre Kolbe, entre otros.

Fuente: Diario uno
NO ES LA PRIMERA VEZ

Teclas de acceso