Saltar menúes de navegación e información institucional Teclas de acceso rápido
POLÉMICA

Aseguran que Píparo sobornó a uno de los jóvenes atropellados por su marido

En las últimas horas, I.C., uno de los dos jóvenes atropellados por Ignacio Buzali, el marido de la diputada macrista Carolina Píparo, revocó el poder de sus abogados luego de haber declarado ante la justicia que había “perdido la confianza” en ellos porque “lo llevaron a un encuentro clandestino con Carolina Píparo en una casa quinta”.

Según se deprende de la declaración ante la fiscal, Cecilia Rodríguez, el joven revocó “los patrocinios de los letrados Juan Beluardo y Juan Manuel Fontana”, debido a una “pérdida de confianza”,y por verlos “más preocupados en defender la imagen de la Diputada Píparo que mis derechos, con lo cual solcito, ambos se abstengan de representarme en cualquier sede tribuna licia”.

En ese sentido, detalló que lo llevaron a “un encuentro clandestino y a escondidas y desconociendo el motivo de tal reunión con la señora Carolina Píparo, que el encuentro, se realizó en una casa quinta de la localidad desconociendo la ubicación exacta de la misma”.

“De dicho encuentro participó un masculino que dijo ser el hermano de Carolina Píparo. Luego de mucho pensar y, pese a mis escasos 17 años, entiendo que dicho encuentro debería haberse llevado a cabo en la Oficina de Asistencia a la Víctima de la ciudad de La Plata”, relató la víctima haciendo referencia al segundo cargo que posee Píparo, ya que también es la directora municipal de la oficina mencionada.

Durante la reunión, y tal cual figura en la declaración ante la Justicia, “me siento muy mal por haber aceptado los dos mil pesos que me entregó en mano la Señora Píparo, los cuales oportunamente se los reintegraré”. I.C. confesó que, “si bien seré joven, inexperto, sin dinero, pobre, no soy un delincuente para tener que andar encontrándome a escondidas con la esposa de quien fuera el victimario de los hechos”.

Además relató que “me pidieron que difundiera o comentara dicha reunión, induciéndome a mentir, que la Señora Piparo, mujer de mi victimario, y quien a las 6 horas del hecho que se investiga (doble tentativa de homicidio) salió por los medios de comunicación nacional a acusarme de ladrón”.

POLÉMICA

Teclas de acceso