Saltar menúes de navegación e información institucional Teclas de acceso rápido
IMPACTO DE LA GESTIÓN DE CAMBIEMOS

Crisis en Salud: Macri decidió que la soberanía sanitaria dejara de ser una política de Estado

La ministra de Salud de la provincia de Entre Ríos manifestó a RADIO LA VOZ que el sector salud es, “sin duda, uno de los sectores más interpelado por la crisis social y económica, ya sea por el aumento de los valores que tienen los servicios, la variación del precio del dólar, los inconvenientes con las obras sociales nacionales y el incremento de las atenciones que deben brindarse cuando hay retirada de la seguridad social”.

El incremento de la moneda estadounidense “incidió en la formación de precios de medicamentos, prótesis, equipamiento hospitalario y algunos servicios de mantenimiento de los equipos, por ejemplo, existen remedios que han subido sus costos entre un 300 y un 600 por ciento. El aumento del precio del litro de combustible de alrededor de 79 por ciento que, para costear los traslados de los pacientes en ambulancias, debemos cargar combustible. El tema de los alimentos, el incremento interanual del 70 por ciento que incide en el costo del funcionamiento de las instituciones que tienen servicio de internación, la suba acumulada del 80 por ciento de la tarifa eléctrica que incide significativamente sobre las partidas mensuales, cuando sabemos que en los hospitales no podemos interrumpir la atención en los 365 días”, explicó Sonia Velázquez.

“Además de esta situación que incide en forma directa en el sector salud, capítulo aparte merece lo que ha pasado con el ex Ministerio de Salud de la Nación, hoy devenido en secretaría de Estado que es, justamente, lo que nosotros advertíamos cuando fue anunciada la baja de categoría, que estaba planteada para pensarse en un vaciamiento, en primera instancia de los recursos y, en una retirada posterior, de lo que es la obligación de soberanía sanitaria que tiene de todos los ciudadanos argentinos. Esto se ha visto rápidamente reflejado en la retirada de la responsabilidad absoluta de la Secretaría de Salud en lo que tiene que ver con los programas para discapacidad, para el sostenimiento de pacientes con diálisis”, entre otros.

“Mucho se critica a la atención, a las guardias – reconoció la funcionaria a RADIO LA VOZ – pero quien habla, acompaña y está, permanentemente, con la mirada atenta a las necesidades que subsisten al interior de una guardia hospitalaria, de un centro de salud, en donde hoy la demanda se ha cuadruplicado”.

“Los trabajadores de salud ponen el cuerpo todo el tiempo, no sólo ponen su profesionalidad, su experticia, ponen la escucha activa, la atención, la mirada”, añadió la ministra Velázquez.

“Estamos en los primeros días de agosto del año, estamos transitando una campaña de invierno tardía, estamos en la semana epidemiológica 30 y, por lo tanto, las enfermedades respiratorias están a la orden del día. Ahí es donde hemos sufrido la retirada del PAMI para con nuestros adultos mayores y nos hemos tenido que hacer cargo, en muchos casos, de ubicar una unidad de atención para la internación cuando corresponde a un paciente en estado crítico. Estamos transitando un plan de contingencia, no sólo por la presencia de la Influenza, ya hemos tenido dos decesos, hemos intensificado las campañas de vacunación antigripal, sobre todo para nuestros niños, embarazadas y población de riesgo”, reveló la licenciada.

Según manifestó a RADIO LA VOZ Sonia Velázquez, “estamos ocupados, preocupados y al servicio, desarrollando, con esta responsabilidad que nos ha conferido el gobernador, para tener la atención lo más cercana que el ciudadano se merece”.

El Gobierno provincial efectuó “una proyección y una planificación y dijimos: vamos a prepararnos para el año 2019, cuando armamos el Presupuesto, como si la Nación se retirara completamente de sus obligaciones y, así lo hicimos, por eso fuimos muy previsores, para esto tiene que haber decisión política y eso es lo que ha tenido el gobernador, una decisión política, quizás no tan rimbombante y silenciosa pero, muy rectora”.

Para la ministra, “nunca se le hubiese ocurrido a nadie bajar de categoría al Ministerio de Salud porque no se lo hubiese ocurrido a nadie que la soberanía sanitaria dejara de ser una política de Estado”.

“La salud es muy importante para que se deje en manos del mercado, por eso es una cuestión del posicionamiento que tomamos, con que concepción nos posicionamos cuando administramos o planificamos una política pública destinada a los servicios, en este caso, la salud entendida como un bien social”, cerró Velázquez.

Fuente: RADIO LA VOZ
IMPACTO DE LA GESTIÓN DE CAMBIEMOS

Teclas de acceso