Saltar menúes de navegación e información institucional Teclas de acceso rápido
Argentina participó de la Cumbre sobre Igualdad de Género en

ELIZABETH GÓMEZ ALCORTA: “LA AGENDA DE BEIJING EXIGE ASUMIR UNA POSTURA FEMINISTA Y CRÍTICA DE LOS MODELOS DE PRODUCCIÓN”

La ministra de las Mujeres, Géneros y Diversidad de la Nación (MMGyD), Elizabeth Gómez Alcorta, participó de “Diálogo de Líderes”, evento de alto nivel de la Asamblea General de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), en el marco de la jornada "Aceleración de la realización de la equidad de género y el empoderamiento de todas las mujeres y niñas". El encuentro virtual fue organizado por el Presidente de la Asamblea General y ONU Mujeres, como parte del proceso preparatorio del evento de alto nivel para conmemorar el 25 aniversario de Beijing, que tendrá lugar en septiembre.

En el panel, participaron representantes a nivel ministerial de países líderes en las cuestiones de igualdad de género en su región: Elizabeth Gómez Alcorta, ministra de las Mujeres, Géneros y Diversidad de Argentina; Zaruhi Batoyan, ministro de trabajo y Desarrollo Social, de Armeni;, Frankie Campbell, ministro de Asuntos Sociales y Desarrollo Urbano, de Bahamas; Jung-ok Lee, titular del ministerio de Igualdad de Género y Familia, de Corea; David Moinina Sengeh, Ministro de Educación, de Sierra Leona; Lina Abou-Habib, Directora Ejecutiva de “Collective for Research and Training-Action” del Líbano; Nino Lomjaria, Defensora Público de Georgia; Allison Tummon Kamphuis, líder del Programa Global Equidad de Género e Impacto Comunitario de the Procter & Gamble Company y Abel Koka, líder del Proyecto Tutimize Ahadi en Restless Development Tanzania. La moderadora fue Nyaradzayi Gumbonzvanda, fundadora y Jefa Ejecutiva de Rozaria Memorial Trust en Zimbawe.

Durante las exposiciones, se pusieron en común las estrategias de los Estados para avanzar en la implementación del Plan de Acción de Beijing y sus diferentes áreas: empoderamiento económico, corresponsabilidad de tareas de cuidado, violencia, participación política y cambio climático. Entre las realidades más difíciles de modificar, destacaron la inclusión de las mujeres en el mercado laboral, la distribución desigual del trabajo doméstico y de cuidados no remunerado, la desigualdad en la representación política, el aumento de la violencia política por motivos de género y la violencia hacia mujeres y niñas en los espacios públicos y privados.

“Tomarse en serio la agenda de Beijing exige asumir una postura feminista y crítica de los modelos de producción y desarrollo vigentes”, expresó la ministra Gómez Alcorta. “Si apuntamos honestamente a la igualdad de género deberíamos problematizar el modelo de desarrollo productivo vigente. Un modelo que agota los recursos naturales e impacta en la vida de las personas, en particular de las mujeres. Replantear los modelos de desarrollo, amerita incluir una perspectiva de género que integre el mundo reproductivo de manera crítica.”

Consultada sobre cuál es la acción que considera central para reducir la violencia, respondió: “Estamos trabajando partiularmente sobre la organización social del cuidado. Tenemos por primera vez una agenda que nos permite reorganizar los servicios de cuidados, que históricamente han sido invisibilizados y no teníamos políticas públicas al respecto.”

Según el documento de la ONU sobre la jornada, los avances más importantes desde 1995 se dieron en la escolarización de las niñas y la baja en mortalidad materna a nivel global, gracias al aumento en la atención de partos por profesionales de la salud. Sin embargo, en años más recientes los avances fueron desparejos y la pandemia de COVID-19 amenaza con detener o incluso revertir el progreso alcanzado en las útlimas décadas.

--

Fuente: lavoz
Argentina participó de la Cumbre sobre Igualdad de Género en

Teclas de acceso