Saltar menúes de navegación e información institucional Teclas de acceso rápido
NO PRESENTABA PATOLOGÍAS PREVIAS

Murió un argentino en Italia que estaba internado por el COVID-19

Un ciudadano argentino de 53 años que vivía desde hace mucho tiempo en Italia, el país más afectado por la pandemia de coronavirus, murió al no poder recuperarse de los síntomas del virus Covid-19.

Según le confirmaron fuentes cercanas a la familia a Infobae, se trata de Mario Gustavo Mallo, alias “Checha”, quien vivía en el país europeo desde hace más de diez años y que se desarrollaba en el rubro de la gastronomía.

La familia de Mallo expresó su dolor y su congoja en las redes sociales. Su primo, llamado Pol Rojas, escribió en Facebook: "Ayer fue un día muy triste para la familia. Mi primo Gustavo (El Checha) murió luego de perder la batalla contr este virus terrible (...) Hoy veo con otros ojos esos 6077 muertos (NdR: cifra de fallecidos en Italia al momento de escribir el posteo) Uno de ellos es el Checha, quien venía todos los años el 24 de diciembre para festejar Navidad con la familia", escribió el primo, con quien ambos tenían un ahijado en común.

De acuerdo a la familia, Mallo no presentaba patologías previas de riesgo. “Tenía 53 años, era sano, no fumaba. Y sus pulmones sencillamente no resistieron”, completó el primo en la red social.

El argentino era uno de los responsables del bar Exploit, en la zona del centro histórico de Milán, y a lo largo del tiempo logró formar una red de relaciones muy amplias, entre otros argentinos que viven en Italia y algunos ciudadanos locales.

Gustavo Mallo perdió la vida el domingo, después de pasar días internado en el hospital San Paolo.

Según pudo averiguar Infobae, Mallo estuvo internado ocho días en el centro de salud.

Su caso es uno de los mejores ejemplos de la crisis que se atraviesa cuando el sistema sanitario de un país colapsa: Mallo empezó a sentir fiebre pero, de acuerdo a las últimas órdenes del gobierno italiano, el programa de salud envía ambulancias a los domicilios una vez que los pacientes presentan todos los síntomas.

Fue entonces que el argentino llamó a los servicios médicos una vez que los síntomas se hacían cada vez más agudos. Desde su internación en el hospital San Paolo, Mallo permaneció en la unidad de terapia intensiva.

Desde hace varios días, desde el Estado italiano le solicitan a los ciudadanos que intenten permanecer en sus casas aún cuando presentan algunos de los síntomas. Las internaciones se resguardaron para los casos de extrema gravedad.

Por el momento, Italia todavía es el país. Si bien en los últimos dos días las cifras de muertos por 24 horas disminuyó de manera consecutiva, hasta ahora se registraron 63.927 casos confirmados de coronavirus y 6.077 muertes. La región más castigada aún es la de Lombardía, que integra precísamente a la ciudad de Milán.

El caso de “Checha” no es la primera muerte de un ciudadano en el argentino después de contagiarse de coronavirus. El 11 de marzo se hizo pública la noticia del fallecimiento del saxofonista Marcelo Peralta, de 59 años. En su caso, tampoco presentaba patologías de riesgo previas.

Fuente: Infoabe
NO PRESENTABA PATOLOGÍAS PREVIAS

Teclas de acceso