Saltar menúes de navegación e información institucional Teclas de acceso rápido
ACTUALIDAD

"No nos queda otra que confiar en los médicos"

Paula Franco, hermana de Milo, habló para Radio “La Voz” y brindó detalles sobre la salud del niño que se encuentra internado en el Hospital San Roque.

“Ayer nos lo dieron el último parte, a las 21:30 aproximadamente. Tiene entre el 70 y 80 por ciento aproximadamente de la sangre afectada por el virus.

El pulmón izquierdo dañado, en las primeras placas no había salido. De un día para el otro se infectó, también tiene el hígado infectado. Lograron estabilizarle la presión y la temperatura mediante aparatos. Era necesario trasladarlo a la planta baja para que le hagan una tomografía pero como está tan delicado sería mucho desgaste desconectarlo de todos los aparatos.”

Paula comentó que “él está así desde el viernes pasado. Cuando lo trajimos pensaron que era una alergia por las erupciones que tenía en el cuerpo y lo mandaron con antialérgicos e ibuprofeno. El nene nunca mejoró. Seguía con vómitos, se quejaba que tenía dolores de cabeza, los oídos, la panza; entonces volvimos a insistir y lo llevamos al Domac en Bajada porque vivimos en esa zona. Allí nos pidieron que sigamos con la misma medicación, que esa alergia podía continuar así por siete días. El 31 a la noche empezamos a notar que Milo no respiraba normal, que respiraba muy agitado.”

“Sabemos que tiene un porcentaje de mortalidad pero también un cierto porcentaje de supervivencia. Estaba bien alimentado, llegó deshidratado por el mismo virus que tenía pero llegó en buen estado.

Aparentemente por la medicación que estaba tomando ha alterado todo eso que le venía pasando. A nosotros lo único que nos dicen es que mi mamá tiene que tener los pies sobre la tierra y esperar cualquier cosa, desde que el nene mejore hasta que pueda caer en picada. Lo bueno es que con los aparatos está estabilizado, ahora está descansando. En los cuatro días no pudo dormir, hacía mucha fuerza para seguir respirando. Estaba totalmente consciente de lo que hacían, se quería sacar los aparatos y no perdió en ningún momento el conocimiento. Ahora lo tienen sedado simplemente para que descanse.”

Con respecto a cómo está compuesta su familia: “Nosotros somos siete hermanos, dos mayores y los otros cinco menores. Nunca ninguno nació con alguna enfermedad ni nada. Es la primera vez que nos pasa.”

Paula enfatizó en que “los médicos intentaron de todas formas ver qué tenía el nene, fue solamente un error. Sabemos que está en las mejores manos y no nos queda otra que confiar en los médicos. Más allá de lo que haya pasado, no queremos buscar culpables.”

Milo necesita “Albúmina Humana”, un medicamento difícil de conseguir.

Fuente: La Voz
ACTUALIDAD

Teclas de acceso