Saltar menúes de navegación e información institucional Teclas de acceso rápido
PARA CONTRARRESTAR LOS AUMENTOS

Piden congelamiento y pesificación de los combustibles

Desde el Instituto de Pensamiento y Políticas Públicas, aseveraron que Argentina debe dejar de lado la lógica de los países importadores de hidrocarburos, para funcionar como nación productora. Críticas a las políticas sobre biocombustibles.

El contexto de volatilidad del que todos los expertos del mercado de naftas y gasoil hablan, llevó al investigador del sector Gustavo Lahoud, a discrepar con las autoridades en materia de política de precios y recordó la necesidad de reinstalar el debate nacional sobre la real estructura de costos de producción de combustibles.

El economista que se especializa en el estudio de energías renovables, aseguró a Surtidores que "es importante encarar la solución tanto a nivel coyuntural como de manera estructural" y en ese sentido dijo que "son cuatro las compañías que hoy dominan el 90 por ciento del mercado petrolero, el cual se atomiza cada vez más".

Explicó que entre petroleras existen diferencias entre aquellas que son empresas integradas, que pueden compensar pérdidas en la refinación a través de lo que ganen con la producción y las que deben adaptarse a condiciones de comercialización más dificultosas, por ser únicamente refinadoras.

Afirmó que la devaluación del 2018, generó una mayor presión de estas compañías por avanzar en los aumentos de sus productos y opinó que con el nuevo ajuste impositivo previsto para junio, la afectación sobre el consumidor de naftas será mayor.

"En una economía casi paralizada, los automovilistas dejaron de consumir las marcas Premium, volúmenes que no pudieron ser recuperados por los estacioneros con las escasas ventas de las natas y gasoil con menor octanaje", lamentó Laohud.

Dijo también que "la cuestión de fondo para analizar está vinculada al debate abierto y sistémico sobre los costos de producción reales que tienen las petroleras en Argentina a partir de la llamada Revolución del Shale Oil en Vaca Muerta".

En otro sentido, detalló que el Gobierno actuó con mayor dinámica que en otros casos, para frenar la suba de los precios, en el ítem de los biocombustibles, que como contrapartida, provocó una profunda crisis del sector productor de bioetanol y biodiesel, cuyos componentes forman parte de los combustibles líquidos.

"Las pequeñas, medianas y grandes empresas de biocombustibles están al borde de la quiebra y ya hubo despidos en la provincia de Santiago del Estero, mientras se espera otra crisis en la provincia de Tucumán, sin contar los efectos negativos de estas políticas en el Agro y las expendedoras que proveen a la producción rural", finalizó.

Fuente: RADIO LA VOZ.
PARA CONTRARRESTAR LOS AUMENTOS COMBUSTIBLES

Teclas de acceso